Derribos y demoliciones L'Ametlla de Mar

Derribos y demoliciones L’Ametlla de Mar

Trabajos de demolición en la zona de L’Ametlla de Mar

Expertos en demoliciónes

Somos la empresa DERRIBOS ZAFA L’Ametlla de Mar , llevamos años trabajando para ofrecer a nuestros clientes del servicio una cobertura total de servicios en el sector de la construcción. Efectuamos demoliciones, excavaciones, retirada de amianto cemento y movimientos de tierra.

El servicio que podemos ofrecer a nuestros clientes es de la máxima calidad y a los precios más accesibles del mercado. Contamos con un equipo de profesionales enormemente cualificados y equipos técnicos de última generación.

La demolición es la acción opuesta a la construcción, aunque parezca que no tiene nada que ver, está absolutamente relacionada con el mundo de la construcción. En los últimos tiempos, como sabemos, ha habido un parón en la industria, lo que ha provocado un aumento del trabajo. La mayoría de las obras han quedado en un estado semiacabado, y es en este sitio donde la demolición ha cobrado estrellato.

CONTACTO

Los trabajos de demolición en L’Ametlla de Mar se dividen en diferentes procesos en función de su finalidad

Ya antes de iniciar las obras, es preciso gestionar los permisos pertinentes para las mismas, frente al organismo relacionado con el urbanismo de cada ciudad. Como queremos ofrecerle un servicio completo, asimismo nos ocupamos de su tramitación.

La maquinaria que escogemos para cada trabajo, como el proceso y la técnica, varía en función de las peculiaridades del edificio y de la zona. Se utilizan herramientas como cizallas hidráulicas, cizallas giratorias, trituradoras de piedra, excavadoras o bien grúas. Para las construcciones pequeños, se emplean métodos de demolición manual.

Para las construcciones más altos, se usan las bolas de demolición. Consisten en una enorme bola de hierro suspendida de una cuerda atada a una grúa. Al balancearse, se estrella contra la construcción y lo derruye. Se trata de una técnica muy eficaz, pero requiere una gran habilidad y conocimiento en su uso.

Cuando se pone en contacto con nosotros para confiarnos su proyecto, el paso inicial es estudiar la situación con un análisis detallado de la zona de trabajo. Nuestros técnicos van a visitar el sitio para ver la situación por sí solos. Presentamos un informe completo al usuario con el plan de trabajo y los costes.

Trabajos de demolición con amianto, cemento y cdrw

Nuestra planta de reciclaje de 10.000 m2, donde procesamos 50.000 toneladas de residuos de demolición y construcción al año. DERRIBOS ZAFA, S.L. ofrece una solución completa para los trabajos de demolición con amianto cemento.

Aparte de la demolición con cemento de amianto, disponemos de una planta móvil para el tratamiento y el reciclaje de los restos de demolición in situ. Merced a estas máquinas, podemos realizar grandes proyectos de demolición con un coste económico menor, con un impacto medioambiental reducido y sin las molestias que provoca el tráfico pesado en el ambiente.

Esto nos permite utilizar el material inerte tras el tratamiento para rellenar la propia estructura. En el caso de que el material inerte deba ser transportado fuera de las instalaciones, el proceso de trituración nos permite reducir el volumen en más o menos un 30 por ciento , ahorrando en costos de transporte.

Retirada del cemento de amianto

Somos la mejor opción en L’Ametlla de Mar para la demolición de techos de asbesto, cemento, bajantes, cañerías, depósitos. DERRIBOS ZAFA, S.L. cuenta con un equipo profesional ya que somos una empresa de demolición anotada en el RERA, el registro de empresas con peligro de amianto (n.º RERA 52/090) de la Conselleria d’Economia, Sectors Productius, Comerç i Treball.

DERRIBOS ZAFA , S.L. tiene una larga trayectoria desde sus inicios como empresa experta en la demolición de todo género de edificios y también infraestructuras. En verdad, cabe destacar algunas demoliciones singulares de edificios y estructuras tanto en Valencia como en el resto de las zonas valencianas. Por ejemplo: el Teatro de L’Ametlla de Mar , el Hospital Comarcal de L’Ametlla de Mar , el viejo Cuartel del Ejército en L’Ametlla de Mar , la vieja Cervecerías. Y muchas demoliciones menos conocidas con contrariedades singulares.

Nuestra profesionalidad ha tolerado la ejecución impecable de proyectos de demolición sin molestar al vecindario. También podemos destacar nuestra cautelosa gestión de los RCD, residuos de construcción y demolición.

Tratamiento de materiales con fibrocemento

El desamiantado en L’Ametlla de Mar consiste en extraer las fibras de cemento contenidas en diversos objetos y estructuras. Es un material muy utilizado en la construcción en nuestro país a finales del siglo veinte.

El amianto está compuesto por fibras de silicato que apenas son perceptibles. Por sí mismo, no es peligroso en la construcción. El peligro brota cuando se descompone y se divide en pequeñas partículas que continúan en el aire.

Como permanecen en el aire, hay más posibilidades de que sean aspirados. Cuando se mezcla con el sistema respiratorio, provoca algunos problemas médicos respiratoria bastante graves. De ahí que, en el año 2000, se exigió oficialmente su retirada de todos los edificios.

El cemento de amianto se encuentra en los tejados, las cañerías o bien como aislante en las paredes. Se toman precauciones de seguridad a lo largo de las operaciones de retirada pues se producen restos, o sea, el material se rompe.

DERRIBOS ZAFA L’Ametlla de Mar está anotada en el R.E.R.A., requisito imprescindible para cualquier empresa que desee efectuar este tipo de trabajos. No confíe en una empresa que no esté en este registro.

Los trabajos de retirada de amianto se realizan de acuerdo con lo establecido en el R. D. 396/2006, de 31 de marzo, por el que se establecen medidas de seguridad y salud frente a los riesgos de exposición a la uralita.

El propósito es disminuir al mínimo los peligros a lo largo del trabajo. El plan de acción incluye todas las medidas de seguridad que deben adoptarse, así como las medidas para el siguiente tratamiento y destrucción de los residuos de amianto.

En nuestro caso, estamos dispuestos a encargarnos de la destrucción, porque en caso contrario deberíamos llevar los restos a vertederos destinados exclusivamente al almacenaje de este producto. Allá recibirán un trato singular.

Certificado CE para los áridos reciclados

El marcado CE certifica que el producto cumple con los requisitos de seguridad y salud establecidos conforme una norma UNE.
Dado que los áridos reciclados son los más usados en la construcción de carreteras, deben cumplir los requisitos de la regla UNE-EN 13242:2003+2008: «Áridos para capas tratadas con granulados y mezclas hidráulicas».

Los áridos reciclados empleados en la producción de hormigón deberán cumplir los requisitos de la norma UNE-EN 12620:2003+A1:2009: «Áridos para hormigón».

Los requisitos técnicos que deben cumplir los áridos reciclados se ensayarán conforme una de las normas UNE precedentes. Estas pruebas pueden servir para evaluar la calidad de los agregados. El ensayo más esencial para el marcado CE de un árido reciclado es el tamaño de las partículas. Además de esta prueba, los productores pueden elegir otras pruebas para incluirlas en el marcado CE. Las pruebas que solo están libres para el agregado reciclado son las siguientes:

  • Densidad de las partículas EN-1097-6
  • Prueba de clasificación EN 933-11
  • Sulfatos solubles en agua EN 1744-1 – Contenido de azufre EN 1744-1
  • Impurezas orgánicas: Sustancias húmicas EN 1744-1

 

Demolición y derribos en L’Ametlla de Mar

Como hemos mentado anteriormente, en ZAFA L’Ametlla de Mar llevanos a cabohacemos derribos con técnicas de demolición manual y mecánica. Esta sección explica con más detalle en qué consiste cada una de ellas.

DEMOLICIÓN MANUAL ZAFA: para proyectos pequeños en los que no es fácil acceder a la maquinaria pesada, trabajamos con técnicas manuales. Trabajamos con herramientas como martillos de demolición, mazos o martillos de percusión.

Ciertas ventajas de la demolición manual son:

  • Versatilidad: se adaptan a las necesidades de cada usuario.
  • Son manuales: es un valor añadido, si bien pueda parecer redundante. El trabajo será mucho más laborioso debido a la participación del operario que lo realiza.
  • Como en cualquier otro procedimiento de trabajo, el equipo de protección es preciso y obligatorio para todos y cada uno de los trabajadores implicados. Se utilizan máscaras para protegerse de los elementos aéreos, cascos, gafas y guantes para evitar cortes.

Los monos de trabajo evitan los daños físicos y pueden afectar a la salud debido a la exposición prolongada a elementos tóxicos o dañinos y al género de trabajo realizado.

Demolición mecánica: Las edificaciones de mayor tamaño que precisan ser demolidos son tratados con el género de máquina más adecuado para el caso. Los modelos varían de un proyecto a otro, pero hay una serie de modelos que son los más frecuentes.

  • Excavadoras de brazo largo: se usan para efectuar trabajos profundos en zonas de difícil acceso. Ofrecen flexibilidad.
  • Martillos hidráulicos: se utilizan para trabajos pesados de desmantelamiento o bien canteras. Trabajos en los que se mueven grandes volúmenes.
  • Compactadores: también se distinguen en múltiples modelos. Todos ellos tienen algo en común, y es que se utilizan para la misma labor, la compactación del suelo. En dependencia de la capa de tierra que se vaya a compactar, elija una u otra.

Tipos de demolición

La demolición de edificios es un proceso complejo que requiere una planificación anterior y una investigación técnico de las características del edificio, que determinará el empleo de un método de demolición concreto o bien incluso de múltiples tipos de demolición combinados, en función de las necesidades del proyecto.

Ahora se describen los modelos de demolición posibles hoy en día, que pueden dividirse en tres grandes grupos: Técnicas de presión, técnicas de flexión y técnicas de abrasión.

Métodos de demolición a presión

En esta clase de demolición se emplean elementos de caída, golpes o bien máquinas de impacto para romper el material de construcción, provocando su caída.

Pueden usarse técnicas de caída o bien de choque:

  • Demolición por peso: este tipo de demolición utiliza un cilindro que cae verticalmente sobre el elemento a demoler. El peso de este elemento puede variar de 10 a 30 toneladas. Es útil en la demolición de pavimentos y hormigón en masa. Las desventajas son el ruido y la generación de polvo. Asimismo es bastante difícil de supervisar y puede provocar fracturas en elementos lindantes, como los tabiques del edificio.
  • Masa suspendida: La demolición masiva suspendida emplea un factor suspendido de un cable que pesa entre 5 y 10 toneladas y que impacta contra el edificio mediante un movimiento pendular. Es una forma barata y veloz de derribar grandes áreas, mas requiere una gran habilidad por parte del operador y solo puede usarse en zonas poco pobladas.

El uso de las técnicas de percusión se puede llevar a cabo con:

  • Martillos de percusión: emplea máquinas con un martillo de percusión con punta de acero tratado. Es una de las técnicas de demolición más utilizadas porque proporciona un enorme control, se puede utilizar en espacios reducidos y permite escoger el elemento a derribar sin pegar otras estructuras.
  • Martillos de mano: emplea maquinaria ligera con un martillo de percusión con punta de acero tratado. Requiere una manipulación singular por parte de personal cualificado. Acostumbra a usarse como complemento de otras técnicas más completas porque deja acceder a zonas concretas o de bastante difícil acceso.
  • Martillos rotativos montados en vehículos: la trituradora de martillos se instala en automóviles sobre orugas o bien ruedas, lo que le confiere movilidad y gran utilidad. Esto permite utilizarla en todo género de estructuras, aun cuando se necesita colocar la máquina en una superficie plana y estable. El martillo tiene una junta móvil hidráulica o neumática que deja su guiado, y un diente en acero tratado de alta resistencia.
  • Mecánica hidroneumática. Este procedimiento emplea cuñas o mordazas expansivas para agotar la fuerza de la estructura a través de esfuerzos de tracción. Es un género de demolición muy potente. Tiene la ventaja de poder utilizarse en altura.
  • Alicates de demolición: La demolición de la estructura se realiza aplicando fuerza de corte con cuchillas o alicates. Al cortar la barra de refuerzo, se suele agregar un corte.
    Gatos hidráulicos: son gatos que, al introducirse en el hormigón anteriormente perforado, aplican una fuerza en la dirección deseada.
  • Presión explosiva: requiere la colocación de microcargas de explosivos cuya onda de choque actúa sobre zonas concretas del edificio (pilares) provocando su derrumbe. Este género de demolición requiere un estudio de ingeniería del edificio y experiencia para garantizar que los restos se depositen en el lugar deseado. Este género de demolición requiere la supervisión de un ingeniero de minas.
  • Mortero de expansión a presión: consiste en el empleo de morteros singulares, enormemente expansivos, que se introducen mediante taladros en zonas específicas del edificio a derribar. La fuerza expansiva es capaz de romper el hormigón, generalmente en periodos de 12 a 24 horas.
  • Técnicas de expansión de gas: expansión de monóxido de carbono a través de celdas Cardox (acero de aleación indestructible).

Sistemas de inestabilidad

Cualquier clase de demolición se basa en conseguir la inestabilidad del edificio a derribar. En este caso, el término «técnicas de pandeo» se refiere a las que solo usan técnicas de cizallamiento y, por ende, son más sencillas.

  • Empujar la inestabilidad. Se trata de empujar el factor a demoler con maquinaria pesada, como bulldozers, retroexcavadoras o bien excavadoras de largo alcance. El empuje se hace sobre el edificio a demoler.
  • Inestabilidad por cables: la inestabilidad del edificio se consigue actuando sobre los elementos estructurales con cables de acero en tensión. Esta técnica acostumbra a ir antecedida de un corte de la estructura para facilitar la ruptura de la pieza.

Sistemas abrasivas

Las técnicas de demolición abrasiva emplean el desgaste del material mediante un material más duro, por norma general herramientas de diamante o bien chorros de agua con materiales abrasivos.

  • Géneros de demolición con elementos de diamante. El diamante, el material más duro, se emplea en distintas herramientas para desgastar materiales como hormigón, cemento, cerámica, ladrillos, materiales pétreos, etcétera. Estos sistemas son muy precisos, pueden emplearse en lugares muy concretos y dejan realizar cortes limpios sin vibraciones.
  • Corte con discos de diamante. Son discos de acero con diamantes muy duros en el borde. Los discos de diamante pueden utilizarse en diversas máquinas, como cortadoras de suelos, cortadoras de paredes, cortadoras manuales, etcétera
  • Corte de hormigón con hilo de diamante: emplea un hilo de acero con «pastillas» de diamante que se desgastan en la estructura.
  • Cortadores de núcleo de diamante.
  • Hidrodemolición. Esta técnica usa chorros de agua a alta presión con partículas de materiales como granos de cuarzo o bien óxido de cobalto, cuya energía cinética es capaz de consumir el material de la estructura a demoler.

Otras técnicas: Técnicas de fusión y experimentales

¿Es precisa la demolición?

En el caso de las empresas de demolición mecánica en L’Ametlla de Mar , contamos con el equipo conveniente y ofrecemos a nuestros clientes un servicio completo, desde el proyecto de demolición y la dirección de obra, pasando por la obtención de la licencia municipal de demolición y todos los permisos asociados a la obra, hasta el seguimiento tras la finalización de la demolición y la eliminación de los residuos, así sean clasificados como inertes, peligrosos o digeribles a peligrosos. Somos una empresa de demolición autorizada para la retirada de Uralita en L’Ametlla de Mar , desmontaje de amianto cemento, transporte, supresión de restos peligrosos.

Nuestro equipo técnico de arquitectos y también ingenieros técnicos realizará la evaluación de su proyecto, ofreciéndole las soluciones técnicas más eficientes a un menor coste. Nuestra empresa también se encarga de todo el trabajo de demolición, incluida la recogida de escombros, el reciclaje de restos o el almacenamiento en un vertedero autorizado.

Si su edificio contiene elementos con Uralita, crearemos un plan de retirada de materiales peligrosos.

Derribos ZAFA es una empresa inscrita en el RERA (Registro de Empresas con Peligro de Amianto).